3 agosto, 2015

Todo monumento BIC tiene que abrir al público por ley al menos cuatro días al mes y gratis

monumento-bic

La ley es dura, pero es la ley. ‘Dura lex, sed lex’, dice el aforismo jurídico, originario del derecho romano. La ley es dura algunas veces o, mejor dicho, con reticencias para su cumplimiento. Ante ello, la asociación ‘Iniciativas, andamios para las ideas’ registró medio millar de firmas pidiendo a la Delegación de Cultura de la Junta de Andalucía la apertura al público de los monumentos declarados Bien de Interés Cultural (BIC) de la capital, en cumplimiento de la Ley de Patrimonio Histórico Andaluz, que exige la apertura de al menos cuatro días al mes, en días y horas previamente señalados.

La presidenta de la asociación, Marina Heredia, declaró a Europa Press que la campaña se basa en «el gran patrimonio histórico que tiene la capital en cuanto a arquitectura religiosa militar y palaciega se refiere, debidamente catalogado con la figura de máxima protección, e inmuebles inscritos en el Catálogo General de Bienes de Interés Cultural del Patrimonio Histórico Andaluz de la Junta de Andalucía, así como en el PGOU de la ciudad de Jaén».

Heredia explicó que muchos se encuentran «cerrados permanentemente a las visitas públicas, o bien abiertos por muy corto espacio de tiempo y sin publicidad previa, privando a la ciudadanía de la contemplación de la belleza que les hace singulares y merecedores de dicha protección». Y recordó que dicha ley recoge que «cuando se trate de BIC, además se permitirá la visita pública gratuita, al menos cuatro días al mes, constando esta información de manera accesible y pública a los ciudadanos en lugar adecuado del BIC».

Así, por ejemplo, la visita a la Catedral debería ser gratuita cuatro días al mes, igual que los conventos y casas palacio como la de los Cobaleda Nicuesa, que permanecen cerradas «a cal y canto» puesto que sus propietarios se niegan a cualquier tipo de visita. «Queremos que se cumpla la ley y que la ciudadanía pueda disfrutar de algo a lo que tiene derecho», subrayó Heredia, quien confía en que la Delegación de Cultura dé respuesta a esta petición ciudadana.

Por José M. Liébana en El Ideal.