22 abril, 2013

Seis cuadros y ocho dibujos, afectados por unas goteras en El Prado

«Banquete de bodas», de Jan Brueghel el Viejo

Llueve sobre mojado en nuestros grandes museos. Y el Prado no se salva del chaparrón. Hubo hasta un director de la pincoteca, Felipe Garín, que dimitió en 1993 precisamente por unas goteras. Claro que en aquel caso cayeron sobre la joya de la Corona: la sala donde cuelgan «Las Meninas» y otras obras maestras de Velázquez. Según ha publicado hoy «El País», las fuertes lluvias caídas en marzo pasado en Madrid provocaron unas goteras en los almacenes de la ampliación del museo, afectando a un grupo de obras.

El director del Prado, Miguel Zugaza, ha confirmado a ABC que no es solo uno el cuadro sobre el que cayó agua («Banquete de bodas», de Jan Brueghel, de 1623, que acababa de ser restaurado y permanecía allí porque se están reformando las salas de las colecciones flamencas del XVII donde será expuesto definitivamente), sino seis, además de ocho dibujos.

Las pinturas afectadas son: «Cacería de un león», de un discípulo de Paul de Vos; «Lucha de gladiadores», atribuido a Lanfranco; «Mártir de la Orden de San Jerónimo», de Valdés Leal; «Banquete de Bodas», de Jan Brueghel el Viejo; «Desnudo femenino», de Martí Alsina; y «La Última Cena», de Bassano. Los dibujos dañados son: «Gabriel de Borbón y Sajonia, infante de España» y «Antonio Pascual de Borbón, infante de España», ambas de Joaquín Inza; «Infanta María Luisa de Borbón y Sajonia» e «Infanta María Josefa de Borbón», ambas de de Lorenzo Tiépolo; «Cristo con apóstoles y la madre de Santiago y Juan», de Eduardo Soler y Llopis; «Historia de Niobe», de anónimo (copia de Polidoro da Caravaggio); «Friso con episodios de la vida de Mucio Scaevola», de anónimo (copia de Polidoro da Caravaggio) y «Moisés salvado de las aguas», de André Jacques Victor Orsel.

Según relata el propio Zugaza, el lunes 11 de marzo se detectó en los almacenes del museo una filtración de agua. No se sabe a ciencia cierta si el agua comenzó a filtrarse ese día o fue antes. Se activaron entonces todos los protocolos pertinentes: «Los técnicos del museo actuaron de forma ejemplar». Como se localizó enseguida la fuente del problema, dice, no fue necesario desalojar todas las obras de los depósitos, sino solo las afectadas. Paradójicamente, el sistema antiincendios que protege las obras de arte (no es a través de agua, sino de gas noble) es el que las ha dañado. En una de las tres toberas rebosó el agua por las lluvias, lo que provocó goteras, que cayeron sobre algunos de los peines donde se hallan las obras.

Zugaza cuenta que enseguida informó al presidente del Patronato del museo, José Pedro Pérez-Llorca, quien se personó en el Prado para valorar los daños. También se comunicó lo ocurrido al Ministerio y al arquitecto responsable de la ampliación, Rafael Moneo. En 2008, un problema en el sistema de climatización obligó a los responsables del Prado a cerrar las tres salas de la ampliación de Moneo. Una ampliación que, por cierto, costó más de 150 millones de euros. Entonces, Zugaza decía a ABC que «no se puede volver a producir un hecho como éste en el Prado». El caso es que ha sucedido de nuevo. «Son dos problemas muy diferentes lo ocurrido en 2008 y ahora, pero efectivamente no debería haber pasado», insistía hace unos minutos a este periódico.

Explica el director del Prado que las seis pinturas ya están totalmente recuperadas. No así los dibujos, que continúan secándose. Aún no se sabe el alcance de los daños: si habrá manchas de humedad en el papel. ¿Están suficientemente protegidas las obras de arte en los museos? Zugaza advierte que los almacenes cuentan con todas las garantías de estanqueidad. Además, hay inspecciones periódicas en los almacenes, y una brigada de trabajadores del museo pasa a diario por estos espacios. «No ha sido un problema de diseño del proyecto de Moneo y su equipo, sino de ejecución. Aún tenemos que terminar de redactar el informe y se depurarán responsabilidades». Se verá entonces si la responsable de estas nuevas goteras es la empresa de las obras: la UTE formada por ACS/San José.


Por Natividad Pulido en ABC.