18 octubre, 2011

El Museo Regional de Arte Moderno (MURAM) de Cartagena (Murcia)

cabeceras_Museo

Natalia Grau García. Conservadora de museos de la Comunidad Autónoma de Murcia, responsable del Museo Regional de Arte Moderno (MURAM).

El Museo Regional de Arte Moderno (MURAM) está ubicado en Cartagena y fue inaugurado el 29 de abril de 2009  por la Comunidad Autónoma de la Región de Murcia con el objetivo de mostrar y difundir el arte moderno tanto regional como nacional e internacional. Se sitúa en pleno casco antiguo, en la emblemática Plaza de la Merced o del “Lago” y en su edificio más señero, el Palacio Aguirre (1901), catalogado como Bien de Interés Cultural, al que se le ha sumado recientemente un edificio anexo.La visita al museo permite adentrarse en el mundo del modernismo de la Cartagena de 1900 y muestra lo mejor del arte moderno y contemporáneo.

El edificio.
Tan interesante como el contenido es el edifico que alberga el museo. Consta de dos zonas, el Palacio Aguirre, casa privada construida en 1901, que ha sido remodelado para su uso público en varias ocasiones, y un edificio anexo.

– El Palacio Aguirre.
El Palacio Aguirre es un edificio reedificado en 1901, en el espacio dejado por la desamortización de un antiguo convento en un momento de auge económico en Cartagena gracias a la actividad minera y comercial que propició la aparición de una activa burguesía que promovería importantes cambios en la vida política, social y cultural de la ciudad. Una de sus manifestaciones artísticas más importantes serán los edificios ecléctico-modernistas. En 1899 Camilo Aguirre, rico industrial minero, encargó el proyecto al arquitecto Víctor Beltrí. El edificio original está distribuido en semisótano, entresuelo, planta noble, segundo piso y ático, articulado alrededor de un patio central. Un zaguán ecléctico con suelo y zócalo de mármol blanco, constituyen el acceso. La puerta principal es un precioso diseño en madera y cobre de la casa madrileña “Amaré”. Las puertas de acceso y las ventanas al patio están adornadas con cristales de gran calidad, grabados al ácido con magníficos motivos modernistas. Se conserva la escalera “imperial” en mármol y barandilla de bronce de estilo ecléctico. Esta escalera tiene acceso a la planta noble con su antiguo comedor victoriano, la capilla neogótica y el salón de baile neo-rococó con pinturas de Cecilio Plá que representan una alegoría de la primavera. Su fachada es la culminación de este deseo de representación de esta nueva clase social con la ubicación de una torre angular en la confluencia de las dos fachadas así como su exquisita decoración, detallismo y  color; una muestra de la incorporación de los estilos de moda en Paris y Barcelona con motivos decorativos de inspiración modernista. El conjunto constituye un rico conjunto armónico y representativo de la alta burguesía cartagenera de comienzos de siglo XX.

Posteriormente fue comprado por la Falange Española y Tradicionalista y de la JONS pasando así a tener diferentes usos institucionales y culturales hasta la instalación del MURAM.

– El edificio anexo.
Anteriormente, existía un edificio de comienzos del siglo XX, la Casa Meroño, de menor entidad que el Palacio Aguirre y en peor estado de conservación. De éste, solo se conservaron las decoraciones de las ventanas y algún elemento interior, derribándose el resto por su estado de ruina. El edificio se construyó según proyecto del arquitecto D. Martín F. Lejárraga Azcarreta, fue construido de forma paralela a la rehabilitación del Palacio Aguirre. Su fachada, además de ofrecer cierta continuidad al conjunto, también da una imagen contemporánea con el logotipo del museo “impreso”.

El Museo.

Dispone de los espacios e instalaciones necesarias para un museo de estas características y funciones como son la conservación, exposición, difusión y educación de los ámbitos temáticos del MURAM,. Así, los espacios se han distribuido de la siguiente manera:
El edificio cuenta con dos accesos: El del público en la planta baja del anexo y el del Palacio Aguirre (antiguo acceso) para uso interno o acceso directo al Palacio Aguirre.

La distribución del espacio se ha articulado a través del anexo con la entrada y zona de recepción en este edificio. El MURAM cuenta por tanto con dos zonas diferenciadas pero conectadas tanto espacialmente como conceptualmente, las salas del Palacio Aguirre (393.5 m2 expositivos) y las del anexo (443.2 m2). Una tercera zona aparte sería la primera planta o planta noble del Palacio Aguirre, donde se conservan interiores del Palacio Aguirre de 1901, que por su entidad patrimonial se ha concebido como un espacio museístico en sí mismo.

Las salas del anexo son amplias, con techos altos y grandes superficies, contando además con unas zonas más reducidas tanto en altura como en anchura con todo lo necesario para convertirse en espacios proyectables para nuevos formatos (audiovisuales, vídeo-instalaciones, net-art, …). Son espacios totalmente adaptados al arte moderno de grandes o medianos formatos que se pueden admirar en espacios diáfanos. Las salas del Palacio Aguirre son diferentes, más pequeñas, con un recorrido que forma bellas perspectivas donde contemplar piezas de pequeño y mediano formato en una relación más cercana, en un recorrido que rompe la regularidad y permite la sorpresa de encontrar, en un rincón, con obras de arte que nos aparecen de de forma inesperada. En el ático se conjuga el espacio expositivo, el descanso y la información con módulos para pantallas.

Aparte del espacio expositivo, también se ha cuidado del que el MURAM cuente espacios para los servicios al público como el vestíbulo: el mostrador de información, la consola de seguridad, tienda, la consigna así como el acceso al resto del museo. Este amplio espacio de recepción nos permite colocar información así como alguna pieza de las exposiciones. Como áreas de descanso el museo cuenta con el mencionado ático y  también está una terraza semicubierta por lamas regulables. Hay una zona de vending ubicada en el cuarto piso del anexo. En la planta baja del Palacio Aguirre se ubican el salón de actos y la sala de talleres donde se organizan eventos culturales y didácticos.

Las exposiciones.
En una primera fase, el museo centra su actividad en las exposiciones temporales. La política de exposiciones temporales refuerza la oferta cultural de la Región y permite fidelizar al público. En una segunda fase, la colección de arte del museo, que alberga la planta noble del edificio, se verá reforzada con la presencia de una importante colección de arte industrial y con fondos artísticos propiedad de la Comunidad Autónoma. En una  tercera fase, se construirá un nuevo edificio unido a los dos ya existentes que permitirá albergar una colección excepcional de pintura contemporánea que será cedida a la Comunidad Autónoma para ser exhibida durante diez años. La línea de las exposiciones temporales del MURAM se centra en las manifestaciones artísticas del arte moderno producido desde aproximadamente 1870 hasta la actualidad, destacando la pintura, la escultura, las artes industriales y/o decorativas, etc. El museo pretende, además, convertirse en un centro de investigación del período mencionado, con una clara vocación pedagógica y de difusión cultural. Las exposiciones deben tender a construir una historia de las manifestaciones artísticas (de las obras y los artistas), del pensamiento (de los discursos, las ideas, los diálogos) y de los eventos de la modernidad. Se fomenta una política expositiva que trascienda el ámbito regional, pero que pueda incorporar la creación artística de la Región de Murcia vinculada al período y las artes mencionadas.

Una de las primeras manifestaciones de la modernidad es precisamente el modernismo, plasmado en la arquitectura del propio Palacio Aguirre, construido cuando se crea el concepto de “moderno” muy ligado al progreso que posteriormente evolucionará. El museo como edificio se erige como el primer portador de contenidos. Es uno de los pocos interiores modernistas que se pueden visitar en Cartagena, ofreciendo al visitante la oportunidad única de recrearse en estos interiores y de hacerse una idea de cómo se vivía en la Cartagena de en torno a 1900. Se ha establecido un recorrido, con paneles y cartelas que explican este contexto y están expuestas algunas obras, prestadas por el Museo de Bellas Artes (MUBAM), contextuales a la época: pintura y escultura del finales del s. XIX hasta 1920 con sus géneros característicos: retrato, pintura histórica, alegorías, … de autores regionales como Wsell de Guimbarda, Antonio Gil Montejano, Luís Ruipérez, Alejandro Seiquer López, José Miguel Pastor, José Planes Peñalver, etc  … El recorrido termina con un audiovisual ubicado en la antigua capilla neogótica sobre el Palacio Aguirre, la gente que habitó en él y la Cartagena de esta época.

Servicios al visitante y la difusión cultural en el MURAM.

La atención al público, la didáctica y la difusión cultural es un apartado muy importante en el MURAM tanto por ser servicios ineludibles en los museos actuales como por cumplir con el objetivo de acercar el arte moderno a todo tipo de público, con actividades adaptadas a diferentes sectores que permitan disfrutar, comprender y ampliar conocimientos además de incentivar la creación artística tanto a niveles más básicos como otros más avanzados.

La entrada y las actividades programadas son gratuitas como en el resto de los museos de titularidad y/o gestión autonómica de la C.A.R.M. Se realizan visitas guiadas en español, inglés y francés tanto a la planta noble como a las exposiciones temporales.

En cuanto a la didáctica el museo ofrece actividades para los tres tipos de educación, para la educación formal (el programa educativo ofrecido a grupos de escolares y secundaria), para la educación informal a través de la misma disposición informativo-interpretativa de las exposiciones y para la educación no formal, el programa de actividades de difusión. La mayoría de las actividades programadas incluyen una visita guiada (adaptada y con diferentes dinámicas según el tipo de público) explicadas por el personal del museo para posteriormente realizar el taller o actividad, ya que se realizan dentro la educación informal-no formal y durante el ocio, creando un interés paulatino y asimilando conocimientos sin esfuerzo

Relacionadas con las exposiciones celebradas se han desarrollado diferentes actividades como talleres para niños, talleres para adultos, un ciclo de cine visitas táctiles para invidentes, cursos, cursos-taller de creación artística, conferencias, visitas guiadas “ruta modernista” por la ciudad, conciertos, la noche de los Museos, concursos de fotografía, etc …

La divulgación del museo se completa a través de una página web, www.muram.es donde se puede encontrar información para la visita, actividades, etc… Otros servicios demandados por el público como tienda y comida/bebida (vending) también se ofrecen para el confort del visitante

El MURAM pretende llegar a una amplia audiencia, centrándonos en actividades que lo ponen en relación con su entorno a partir de temáticas relevantes para ellos, una institución abierta donde los visitantes de la comunidad local y de fuera de esta puedan vivir nuevas experiencias en torno al arte moderno.

Proyectos futuros.

Como he reseñado anteriormente, en el futuro el MURAM se ampliará con la construcción de un nuevo edificio para el cual ya se ha adquirido el solar anexo al Palacio Aguirre con una superficie edificable de 2492 m2, parte de una fachada del siglo XVIII a conservar y restos de una calzada romana ya excavada que se integrará en el museo como parte de su visita Los nuevos espacios nos permitirán ampliar las áreas administrativa, expositiva, almacenes y áreas públicas (ampliación de salón de actos, mejora de sala talleres, etc …), que estarán conectadas con los edificios ya existentes. Esta ampliación de espacio expositivo nos permitirá albergar una colección permanente de calidad en un espacio adecuado y en consonancia con el ámbito temático del museo.

El proyecto del MURAM, tras su proceso de creación, quiere responder a las expectativas de la sociedad con unas instalaciones acordes con las nuevas exigencias a los museos donde cobran protagonismo la difusión y la educación en  un ámbito informal y lúdico donde disfrutar y comprender el arte moderno.

Información práctica.

Como llegar:
El Museo Regional de Arte Moderno se encuentra ubicado en pleno centro del casco antiguo de Cartagena, en la Plaza de la Merced, 16.
Dirección:
Plaza de la Merced, 15-16
Cartagena (30202)
Teléfono/Fax: 968 50 16 07 / 968 523 734

Horarios:
INVIERNO: 1 de octubre a 30 de abril. De martes a sábado. Mañana: 10 a 20,30h. Domingos y festivos: 10 a 14 h. Lunes cerrado
VERANO: 1 de mayo a 30 septiembre. De martes a sábado. Mañana 10 a 21h.  Domingos y festivos: 10 a 14 h. Lunes cerrado

Entrada, actividades y servicio de visitas guiadas: gratuito
Reservas y visitas guiadas: en el teléfono 968501607,  en el propio museo o en www.museosdemurcia.com
Dirección web: www.muram.es